Wednesday, February 12, 2014

Los Frutos de la Salvación

Pablo nos exhorta a cuidar de la salvación ya que muchos la toman por costumbre (rutina, habito, etc.) y no le dan el significado esta merece. A Jesucristo le costó la vida el darnos la salvación, entonces ¿cómo no tenerla en alto? ¿Cómo no cuidarla? Hebreos 2:1-3 enfatiza: “Por tanto, es necesario que con más diligencia atendamos a las cosas que hemos oído, no sea que nos deslicemos. Porque si la palabra dicha por medio de los ángeles fue firme, y toda transgresión y desobediencia recibió justa retribución, ¿cómo escaparemos nosotros, si descuidamos una salvación tan grande?...”

El no cuidar de la salvación es símbolo de falta de amor y respeto a lo que nuestro Salvador Jesucristo sufrió en la cruz; no darle valor a Su sangre derramada por la humanidad. Cuando el creyente vive la vida, Dios le ha dado, como la vivió el hijo prodigo está indicando que la salvación no es digna de aprecio. El sometimiento al mundo, a los deseos del cuerpo y las emociones es seña de un cristiano que conoce el significado de la salvación y por lo tanto la respeta y valora.  Este aprecia el sacrificio Jesucristo hizo en la cruz por él. En la cruz Jesucristo mostro su amor ágape, amor sin condición; amor que no hace acepción de personas. Ese amor nos salvó de la muerte eterna, por lo tanto ¡la salvación es vida!

En la SALVACION encontramos pazreconciliacióndongracia, orgullo espiritualesperanzagozoliberaciónamor, pacienciavirtud, filiación (una familia), resurrección.  Romanos 5 del 1-11 comunica estos frutos de la salvación: “Por tanto, habiendo sido justificados por la fe, tenemos paz para con Dios por medio de nuestro Señor Jesucristo, por medio de quien también hemos obtenido entrada por la fe a esta gracia en la cual estamos firmes, y nos gloriamos en la esperanza de la gloria de Dios. Y no sólo esto, sino que también nos gloriamos en las tribulaciones, sabiendo que la tribulación produce paciencia; y la paciencia, carácter probado; y el carácter probado, esperanza; y la esperanza no desilusiona, porque el amor de Dios ha sido derramado en nuestros corazones por medio del Espíritu Santo que nos fue dado. Porque mientras aún éramos débiles, a su tiempo Cristo murió por los impíos. Porque a duras penas habrá alguien que muera por un justo, aunque tal vez alguno se atreva a morir por el bueno. Pero Dios demuestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros. Entonces mucho más, habiendo sido ahora justificados por su sangre, seremos salvos de la ira de Dios por medio de Él. 10 Porque si cuando éramos enemigos fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, habiendo sido reconciliados, seremos salvos por su vida. 11 Y no sólo esto, sino que también nos gloriamos en Dios por medio de nuestro Señor Jesucristo, por quien ahora hemos recibido la reconciliación.”
Dios anda buscando cristianos con sabiduría y revelación que abandonen los deseos personales y elijan servir a Dios. A estos El usara con prodigios y milagros para mostrar Su gloria en la tierra.

Hermanos en la fe, abracemos la SALVACION con temblor y temor y seremos cristianos victoriosos!!!









No comments:

Post a Comment

Beneficios de la Tribulación

La tribulación es la aflicción, pena o congoja que padece quien ha pasado o está pasando por un evento desafortunado. La tribulación puede...